Booking.com

DISCURSO PRONUNCIADO EN CÁCERES EL 4 DE FEBRERO DE 1934

de Obras Completas de José Antonio Primo de Rivera

Esta edición digital de las Obras Completas de José Antonio Primo de Rivera reúne todos los textos de José Antonio recopilados por Agustín del Río Cisneros para la edición publicado por el Instituto de Estudios Políticos en 1976.

Discurso Pronunciado en Cáceres el 4 de febrero de 1934 se publicó en F.E., núm. 6 el 8 de febrero de 1934.

Este artículo esta incluido en el segundo tomo de las Obras Completas de José Antonio Primo de Rivera que cubre la primera parte de la etapa falangista.


XClone


DISCURSO PRONUNCIADO EN CÁCERES EL 4 DE FEBRERO DE 1934

No nos vayamos a parecer demasiado al Parlamento por los gritos y los vítores, porque yo, entre otros defectos, acaso el mayor, tengo el defecto de ser diputado. Hace poco hice un discurso en el Parlamento. Al salir, muchos compañeros que me saben enemigo del parlamentarismo, me preguntaron: "Pero usted se desenvuelve aquí muy bien y podría lucirse, ¿por qué es tan enemigo del parlamentarismo?" Y yo contesté: "Si yo no pensara más que en mí, sería partidario del Parlamento, porque teniendo como tengo y vulgarmente se dice, un poco de mano izquierda, siempre se sale triunfante."

"Y es verdad, porque esta casa es para lucirnos solamente y para pasarlo bien los que estamos dentro de ella."

EL CAPITALISMO Y LOS OBREROS

Pero esto tiene sus raíces en el liberalismo, cuya máquina es el Parlamento; el liberalismo seguido siempre por los señoritingos que lo cultivaban artificiosamente, como exclusivo de las castas superiores. El liberalismo fue así desde su principio. Nació y lo pusieron en moda con sus doctrinas el señoritismo brillante del siglo XVIII, los petimetres que hablaban de liberalismo y de nivelación social para entretener sus ocios con las duquesas en los elegantes salones en sus medios artificiales. Proclamaban la libertad del trabajo como un sarcasmo más; pero el capitalismo, mientras, acumulaba formidables fortunas y numerosas fábricas, lanzaba a la desesperación a millones y millones de seres cuyo fin ineludible era: o la muerte por hambre o el trabajo por jornal mísero.

Se refiere a las leyes de este liberalismo, que mientras encumbraba a unos sumía en la más horrenda desesperación a los obreros, que no podían llevar a su casa lo necesario para la vida de sus familias ni lo suficiente para aquellos niños, famélicos, de aspecto espeluznante, comidos por la anemia y la tuberculosis, y carentes en absoluto de cuanto significa civilización. Y este estado de cosas hizo revolucionarse a los obreros, porque, además, eran libres a los ojos de la ley.

SURGE EL SOCIALISMO

Y como esto no podía seguir, así surgió el socialismo para reivindicar al obrero. Nosotros tenemos también de común con el socialismo el querer mejorar la suerte del proletariado.

El socialismo era en un principio algo místico, algo sentimental, algo que suponía una especie de renunciación espiritual. Pensaron que estos obreros hambrientos eran sus hermanos; pero... si los primeros socialistas fueron señoritos, casi unos poetas, el socialismo adquirió una negrura horripilante cuando apareció en él la figura de aquel judío que se llamó Carlos Marx; y adquirió esta negrura porque él consideraba postizo toda clase de sentimientos, incluso el amor, la religión y la Patria, no existiendo para él más que la preponderancia de los factores económicos; y así, de este modo, enfrentó al capitalismo con el proletariado, en una fratricida lucha. Así se sitúa Carlos Marx, contempla este tremendo drama y deduce sus leyes fatales.

Este Marx, que algunos, ignorantemente, consideran como apóstol, cuando está en la intimidad, en las cartas que escribía a Engels, hablando del socialismo, dice que los obreros son la chusma y la canalla necesaria para que en los pueblos triunfe la doctrina socialista.

FALANGE ESPAÑOLA ASPIRA A DEVOLVER A ESPAÑA LA FE EN LA EMPRESA COMÚN

De este modo el socialismo encerró a los pueblos en una tremenda desesperación, que aumenta con la falta de amor y con la falta de sentimiento. Por otra parte, el liberalismo ha perdido la fe hasta en las ideas; para él todo es igual, y entonces Europa, desesperada, cuando cree llegados sus últimos momentos, se abraza a la fe; se da cuenta de que en el corazón hay amor, hay fraternidad, hay unión, y, como entonces, nosotros no podemos perder el tiempo y hemos de luchar para que España vuelva a recobrar su vida. Hay quienes suponen que el movimiento nuestro es un ataque; que luchamos porque la burguesía se encuentra en peligro y tenemos que defenderla; pero no; lo que queremos es que todos los del pueblo participemos de nuestra Patria grande, de nuestra Patria noble, de nuestra Patria única, y que con nuestro esfuerzo podamos sacarla a flote, corriendo todos la misma suerte, a semejanza de los que caminan en un barco, que, si éste naufraga, pierden todos la vida, y si alguno consiguiese llegar a puerto seguro, todos llegarán con él a ese puerto seguro. A eso venimos nosotros. A devolveros la fe para esta empresa común en que todos somos lo mismo.

Hay una manera de salvar a España y hacer triunfar a todos los partidos si se hace que triunfe la unidad española, cosa que no puede conseguirse ni con palabras ni con discursos en el Parlamento.

Italia es más pequeña que España y con más habitantes que nuestra Patria: se encontraba totalmente deshecha y en un abandono incalculable. Pues bien: con entusiasmo, con energía y con fe han logrado los italianos hacerla gloriosa y fuerte, llevando a los más apartados confines del mundo las alas de sus triunfos y de sus glorias, y han logrado esto porque están allí unidos todos bajo una mano recia y firme, que vale más que todos los párrafos del Parlamento; una mano que tiene empuñado el haz de espigas, el haz que significa unión, y las espigas que fueron extraídas de las marismas que hoy son cultivadas y antes eran improductivas. Eso necesitamos nosotros; pero cuando oigamos decir que somos imitadores responderemos que no es verdad, porque no es lo mismo imitar que volverse sobre sí, como ellos, porque nosotros, al volver sobre sí, nos encontramos con nosotros mismos; porque España supo ser fuerte, sobria, austera y supo sacrificarse por lo espiritual, sabiendo ser heroica sobre todas las cosas y hacer morir a los suyos cuando hizo falta. España no tubo banderías mientras no perdió su fuerza. ¿Cómo os suponéis a los radicales socialistas en tiempos de Felipe ll? Y sin banderías y sin partidos políticos luchó gloriosamente, teniendo por escenario toda la faz de la tierra y por enemigo nada menos que a Satanás.

A LO QUE FUE ESPAÑA A AMÉRICA

España fue a América, no por plata, sino a decirles a los indios que todos eran hermanos, lo mismo los blancos que los negros, todos, puesto que siglos antes, en otras tierras lejanas, un Mártir había derramado su sangre en el sacrificio para que esa sangre estableciera el amor y la hermandad entre los hombres de la tierra.

España supo entonces lo que es la libertad. No la de ahora, que sólo sirve para escribir líneas sucias en los periódicos. sino la libertad que corresponde a una Patria unida y fuerte.

LO QUE QUIERE FALANGE ESPAÑOLA

Nosotros, la Falange Española, quiere dos cosas:

Primero, una justicia social, que no se nos conceda como regateo; una justicia social que alcance a todos, puesto que para nosotros no hay clases, ya que hasta la misma aspiración de los obreros no es aspiración de ellos únicamente, sino aspiración total de España, porque España lo quiere; y, en y segundo lugar, queremos tener una nación, puesto que hoy no la tenemos. Y una de dos: o imperamos o languidecemos. Acaso habría que preguntarle a los demás; pero no a vosotros, extremeños, que elocuentemente me contestaríais mostrándome la estatua de Pizarro, que aún cabalga en Trujillo.

(F.E., núm. 6, 8 de febrero de 1934)



If you think there's been an oversight or you can provide more more detail about a particular event, I'd be delighted to hear from you.

Please complete the form below. You can also upload photos and images, by the way.

Have Something To Say About This Topic?

Do you have a great information to add or an opinion to express about on this topic? Share it!

New! Comments

Have your say about what you just read! Leave me a comment in the box below.